Cuatro trabajadores de la lancha “Tocache” que distribuyó víveres a más de veinte comunidades de la cuenca del río Corrientes dieron positivo al COVID-19.

La embarcación fue contratada por el alcalde del distrito de Trompeteros, Lorenzo Chimboras Careajano, quién sería el principal responsable del contagio de estas comunidades. La autoridad edil, pese a haber recibo la información y protocolo de bioseguridad para la entrega de los víveres, hizo caso omiso a estas medidas y continuó su travesía de Iquitos hasta Pucacuro, incluso teniendo indicios de personal infectado.

Según información del personal de la Micro Red de Salud de Villa Trompeteros, la lancha llevaba a bordo personal de la municipalidad, al propio alcalde y trabajadores de la nave fluvial.

A pesar de los indicios de contagio por COVID-19 el alcalde Lorenzo Chimboras minimizó la situación y señaló que se trataba de una “simple gripe”, por lo que continuó con su travesía a las comunidades. La emergencia se desató en la comunidad Pucacuro cuando el personal médico del centro de salud notó los síntomas por COVID-19 y alertó de la situación a la Micro Red de Salud Villa Trompeteros.

Ellos a su vez, alertaron a las autoridades y al Hospital Regional de Iquitos que procedió a evacuar a las personas el jueves 23 de abril a Iquitos donde se les realizó la prueba molecular dando positivo el miércoles 29 de abril.

La confirmación de las pruebas ha generado preocupación y zozobra en las comunidades visitadas por el alcalde Chimboras, pues al no practicar el protocolo de bioseguridad ha puesto en peligro la vida e integridad de poblaciones Achuar, Urarinas, Quechuas, Kichwas y mestizos de la zona.

La Federación de Comunidades Indígenas del Corrientes (FECONACO) pide a a las autoridades nacionales y regionales ingresar a la zona del Corrientes con personal no infectado a realizar pruebas a las comunidades, dotarlas de alimentos seguros y medicinas.

Eduardo Montero, presidente de FECONACO, exhortó al presidente Martín Vizcarra, al gobierno regional y al Comando COVID-19 Loreto actuar ahora y no mañana, antes que la emergencia cobre victimas mortales.

Ya se ha generado un enorme riesgo debido a la mala práctica de la autoridad edil, y la poca voluntad del Gobierno Central y Regional en atender de manera diferenciada a los pueblos indígenas frente a la pandemia.

El dirigente pidió aplicar la Ley 31011, que delega al Poder Ejecutivo la facultad de legislar en diversas materias para la atención de la emergencia sanitaria producida por el COVID-19.

En tal sentido, pidió poner en marcha Estrategias de Contingencia en Poblaciones Indígenas u Originarias en el Marco del Decreto Supremo que Declara el Estado de Emergencia Nacional a Consecuencia del Brote del Coronavirus.

Con información; Servindi , Feconaco y Orpio.

Fuente: http://www.orpio.org.pe/?p=1607&fbclid=IwAR2twa7Anlilp1ocXdUIGSsOyVgXF1BKibHmMu2AjoSrctNDeTSzUAJDqzM